Nombre:
Lugar: La Falda, Córdoba, Argentina

El titular ha superado los 25 años en la actividad periodística, habiendo participado de los medios gráficos de la región, ha sido director de medios radiales y ha hecho televisión, fue corresponsal de La Voz del Interior.

sábado, 9 de mayo de 2015

Sobre los hechos acontecidos el 29 de abril en el Supermercado Mariano Max de Valle Hermoso

Reflexión necesaria ante nuevos Salvajes Relatos

Fui el pediatra de Facundo hasta los 10 años de edad y también de algunos de sus compañeros de trabajo del Centro Comercial que, por tres horas, fuera por él tomado y que nos puso en el centro de la escena mediática.
Víctimas y victimarios en un contexto de diversas formas de violencias, no sólo laborales, donde el desequilibrio de poder pone en riesgo nuestro sistema de defensa sicológica ante una agresión. Este sistema procura que no se responda en forma desmedida o inadecuada, pero en determinadas circunstancias puede ser sobrepasado, entonces, nos convierte en agresores. Ese umbral de respuesta, está condicionado por muchos factores tanto personales como sociales.
No sé qué pasó con Facundo los últimos 10 años, pero si conozco y lo he expuesto en reiteradas oportunidades en estas notas, la situación de nuestros adolescentes y jóvenes expuestos a situaciones de extrema vulnerabilidad, tanto por un modelo económico social neoliberal que a pesar de significativos avances en lo educativo, sanitario y de sistemas específicos de inclusión, todavía en el área de las relaciones laborales, los coloca en situaciones de inestabilidad, inseguridad y diversas formas de acoso.
Conozco la dedicación de sus padres en momentos en que Facundo presentó importantes problemas de salud, que requirieron de la que intervención de prestigiosos colegas y centros de diagnóstico y tratamiento y que le permitieron superarlos en gran medida. También les recuerdo a los lectores, notas en ECOS, donde señalé que lo que acontece en los primeros años de la vida puede tener consecuencias muchos años después, si la capacidad de resiliencia, o sea de recuperación y reparación es excedida.
Todos los seres humanos en algún momento seremos puestos en situación de extrema tensión y ese estrés puede pasar inadvertido si mostramos una tendencia a la introversión o sea a depositar dentro nuestro la carga de frustraciones, ofensas, ingratitudes o agresiones. Podemos deprimirnos, abandonar hábitos saludables, amigos, aislarnos o por el contrario, optar por el camino saludable, pedir ayuda. ¿A quién? ¿A quiénes?. Sin lugar a dudas, si se trata de un problema laboral, son las organizaciones de los trabajadores, los sindicatos, la Secretaría de Trabajo, los municipios quienes deben velar por la paz social y la inclusión laboral y educativa de los jóvenes. Las históricas y reivindicativas formas de lucha, nunca buscaron dañar a los compañeros de trabajo ni a la fuente de trabajo. Recuerdo, cuando hace 20 años, se decidió la toma del Hospital Regional de La Falda por los trabajadores y Profesionales del mismo, cuando el Gobierno Provincial resolvió convertirlo en un Dispensario. Tuvimos el apoyo de buena parte de los vecinos que vieron peligrar su acceso al derecho de salud tanto como nosotros la pérdida de una fuente de trabajo. Lo hicimos sin dejar de atender la emergencia e incluso marchamos hasta el Municipio pidiendo la revisión de tan injusta decisión. Le faltó a Facundo posiblemente alguien que lo escuchara y orientara para hacer llegar su reclamo por una vía que excluyera la violencia interpersonal. Nunca una respuesta violenta generadora de más violencia.

Otro salvaje relato es lo acontecido en Ciudad Autónoma de Buenos Aires con 2 niños de 7 y 10 años carbonizados en el incendio de un taller clandestino, uno de los miles que producen indumentarias para las más reconocidas marcas en condiciones de semi esclavitud (La Alameda ha denunciado que por lo menos 130 marcas, utilizan los talleres clandestinos para abaratar su cadena de producción, donde se paga 3 pesos por una prenda al trabajador, cuyo valor en el taller es de 100 y de 1000 en las grandes tiendas), pone en evidencia que los avances en la legislación laboral son ignorados por sectores del poder, donde el valor retaceado del trabajo es la variable empleada con el objetivo de incrementar los beneficios económicos. No obstante en los medios solo trasciende cuando la muerte se hace presente. La Alameda denunció que “Es inadmisible que mueran dos criaturas por la desidia de quienes deben tomar acciones para inspeccionar, clausurar y evitar la explotación esclavistas de miles de personas en estos talleres clandestinos e inhumanos”

De más lejos llegan otros salvajes relatos. Son desde el primer mundo y estremecen. No solo los sectores más reaccionarios pretenden ignorar las dificultades socioeconómicas reales de los pueblos de África y América donde el neo liberalismo, el narcotráfico y las guerras hicieron estragos sino que amenazan a los mismos con medidas descabelladas por su grado de deshumanización. Ann Coulter, escritora de tendencia conservadora señaló que “los problemas fronterizos de EE.UU. (con Méjico) se acabarían si Barack Obama actuara como lo hace el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, en Gaza. Necesitamos a Netanyahu aquí. Sí, a veces los niños palestinos son asesinados, pero eso se debe a que están relacionados con organizaciones terroristas que atacan Israel y Netanyahu no titubea ante los líderes religiosos, no le importa lo que dice la ONU. No le importa lo que dicen los medios".
Por otro lado una periodista del periódico sensacionalista The Sun de Londres, Katie Hopkins, pide que se bombardee a los emigrantes africanos antes de llegar a Europa. “llama “plaga humana” y “cucarachas” a los inmigrantes y sugiere que sus barcazas sean hundidas con lanchas cañoneras. Y la columnista no se arrepiente. Ante ambas delirantes solicitudes hubo afortunadamente una amplia repulsa. Mientras tanto Italia reduce las acciones humanitarias en “Mare Nostrum”, reapareciendo el peligro de otra catástrofe inmigratoria.

Volvamos a nuestro valle. Nuevamente estuvimos en los medios de todo el país y en esta oportunidad no fue por lo mucho que de una forma u otra se hace procurando más turismo y mayor bienestar general. Sino por lo que falta y a veces, cuando no encuentra el cauce adecuado, estalla. A veces como dudosos suicidios o puebladas contra una Comisaría y otras como lo hizo Facundo.
Toda injusticia duele, lastima nuestro orgullo y más aun si no se observan posibilidades de corrección.
Un herido, crisis hipertensivas, estrés agudo y sus secuelas, daños materiales, son parte de un primer balance de lo acontecido. Escucho a muchas madres y jóvenes que padecen situaciones laborales como las que, según lo expresado en los medios por su padre, padeció Facundo. Hay muchos “Facundos” esperando ser escuchados. Los 40 despidos en un mes en el mismo Centro Comercial según lo declarado por la Secretaria General del Sindicato de Empleados de Comercio, son una advertencia a la que no podemos desatender, a menos que optemos por la estrategia del avestruz.
La justicia penal tendrá la posibilidad de determinar la gravedad de lo acontecido el miércoles 29 de abril.
Una auténtica justicia social para con los jóvenes trabajadores, también puede emerger si hay voluntad política y acciones reivindicativas concretas del conjunto social procurando que los Derechos Humanos de Hoy, a nivel laboral, sean una realidad palpable.

Benjamín Malamud

http://www.publico.es/internacional/hermann-tertsch-americana-pide-bombardear.html
25/4/15 Página 12: DURA CONDENA DE LA ONU AL TABLOIDE INGLES XENOFOBO THE SUN
--------------------------------------------------------------
Los peligros de probabilidad no calculable

La situación que altero la calma en nuestro Valle días pasado, no debe ser analizada como un episodio de violencia a los que los medios de comunicación nos tienen acostumbrados. Requiere de un análisis en un contexto más amplio que involucra el desarrollo del Turismo Responsable.

Los habitantes de la zona vieron un adelanto en la llegada de un nuevo emprendimiento económico, de características mayores a las acostumbradas, en el que tuvo lugar el hecho de violencia con ribetes dramáticos, pero que también pudo resultar una tragedia si el joven que amenazo con arma de fuego a las personas que se encontraban en el lugar, hubiera pasado directamente al “Acto”, y disparaba sobre ellos. Seguramente otra sería en estos momentos la memoria de nuestro pueblo sobre lo ocurrido. Hoy se relata como un hecho donde el extravío de la razón y la desdicha de una persona, no llego a desarrollar todo su potencial destructivo. No obstante parte de la población, aquel día, sufrió una intensa conmoción, interminable, fundada por la incertidumbre, la inseguridad y el miedo que esta generaba. Esa impactante realidad vivida, producto de un mundo complejo e incierto, fue definida por Marx Danner como que “Lo inconcebible, lo inimaginable, se ha vuelto brutalmente posible”. Ahora bien, “lo posible”, no estaba aparentemente dentro de las probabilidades de la gestión de la seguridad local y empresarial, como la aparición de un evento delictivo de estas características y en ese contexto. Desde una apreciación superficial y sin los elementos de certeza necesarios, más allá de los que brinda la percepción visual de la que puede tener un cliente más del local comercial en cuestión; se tendría la impresión que se disponía de una vigilancia acotada, sin medios de comunicación (Handy) necesarios, sólo guidados por el objetivo de evitar que los eventuales concurrentes pudieran llevarse algún objeto de forma ilícita. Que no se advierta la presencia de personal policial uniformado, dentro ni fuera de las instalaciones del comercio, ni rondas permanentes de un móvil policial que pudiera ofrecer un apoyo inmediato o bien en actitud disuasiva para aquellos que estuvieran con intención de perpetrar un ataque delictivo; se podría decir que desarrollaron una especie de síndrome de solipsismo, “despegados del mundo e indiferentes a su entorno”.

Otro elemento de análisis, gravitante, si cabe la posibilidad, del episodio violento que aun nos estremece, es el escenario laboral, de lo trascendido y comentarios directos relevados en el lugar, se habla de mal trato laboral y exigencias en largas jornadas de trabajo. Lo que nos retrotrae nuevamente a la gestión de un Turismo Responsable, la que en distintos países se regula con un Código, para los gobiernos, los tour operadores, los promotores, los agentes de viajes, los empleados y los propios viajeros. Resulta así posible la Ética en el Turismo, en algunos de estos códigos se establece que los trabajadores asalariados y autónomos del sector turístico y de las actividades conexas tienen derecho y el deber de adquirir una formación inicial y continua adecuada y se les asegura una protección social suficiente y se limita en todo lo posible la precariedad de su empleo. Hasta se prevé una estatuto particular para los trabajadores estacionales del sector, especialmente en lo respecta a la protección social.

Este episodio que nos ocupa debe tener una mínima posibilidad para la acción pública, su prevención, y así contrarrestar nuestra vulnerabilidad, a tal efecto vale recordar una frase significativa del sociólogo Zygmunt Bauman que expresa: “Lo que nos convierte en este mundo en vulnerables son, principalmente, los peligros de probabilidad no calculable. ”Las probabilidades de que sean calculables derivan del dominio de los orígenes de nuestra vulnerabilidad, que son de índole política y ética“. Resultan así, fundamentalmente, problemas derivados de la conducta humana, en el que el Principio de Responsabilidad, expresado por el filosofo alemán Hans Jonas, “Actuar de forma que los efectos de tus actos sean compatibles con la permanencia de una vida humana genuina”, nos habla de la necesidad de estar a la altura de la rápida expansión de la responsabilidad ética, en un sociedad dominada por la interdependencia a nivel planetario, que complejiza nuestras vidas, todos desearíamos que estos acontecimientos nunca vuelvan a ocurrir; lo que demanda un tratamiento serio a través de la política pública, para considerar el desarrollo de un Plan Regional de “Turismo Responsable”; que indiquen las buenas prácticas, al decir de los gestores culturales, debe incluir el compromiso de todos los involucrados, la prevención y la minimización de los impactos negativos sobre el entorno, y una maximización de los impactos positivos. También debe incluir un compromiso de mejora continua de la gestión responsable en la dimensión económica, social y ambiental.

Javier Benavidez
------------------------------------------------


Facundo Totino: Víctima o victimario

Alrededor de la hora 10,30 del 29 de abril, el centro de Valle de Punilla comenzaba a vivir un acontecimiento absolutamente inesperado. Los medios de comunicación locales primero y luego los provinciales y nacionales emitían la información que iban colectando de quienes habían logrado escapar del local del Supermercado Mariano Max de Valle Hermoso, donde todo hacia presumir se desarrollaba un hecho delictivo de magnitud. Los datos aportados por esos testimonios, otorgados en momentos de crisis, no reflejaban la realidad, pero fueron corrigiéndose a partir del arribo de los escuadrones especializados de las fuerzas de seguridad y la justicia, para finalmente expresar que se trataba de una toma del local, concretada por un ex empleado. El que portaba dos armas de fuego, una picana y elementos para provocar incendio, que tenía en su poder rehenes en un número indeterminado, que había provocado algunos destrozos en muebles y mercadería, y que había herido accidentalmente a un hombre de la seguridad privada del supermercado.
Y aquí aparecía el mayor de los interrogantes, cuál era la causa que provocaba tamaña reacción.
Mientras, responsables de la firma en Córdoba aducían que las desconocían, el encargado en el orden local sostenía que el ex empleado había cumplido con un contrato laboral y que se había retirado de la empresa en buenas relaciones. Esas declaraciones eran respondidas en contrario por mensajes que llegaban por diversas vías a los medios de comunicación y mantenían de que el trato dispensado a los empleados era, cuando menos, malo.
Felizmente, el accionar de los profesionales de la seguridad lograron superar la crisis sin tener que lamentar circunstancias mayores.
Pero, tal como lo sostienen las expresiones arriba publicadas, han quedado las investigaciones abiertas para determinar fehacientemente el por qué del dramático suceso.
No alcanza con ponderar un supuesto desequilibrio emocional o mental del ex empleado, que, aparentemente, las sufre en forma eventual. Tampoco con quedarse satisfechos con los argumentos esgrimidos por la patronal, porque hay un relato que la contradice.
Parece que lo oportuno sea ahondar en la cuestión para determinar con precisión si Facundo Totino fue víctima o victimario, aunque, aun en el último de los casos, será difícil justificar su accionar. Porque de no ser así puede que haya otro, u otros, Facundo incubando reacciones similares. Para que así no ocurra, se hará necesaria la intervención y seguimiento de los organismos estatales relacionados al trabajo y de las organizaciones sindicales que correspondan, sin dejar de lado la revisión de las actitudes patronales.

Nicolás Heredia
---------------------------------------------------------------------


Valle Hermoso-La Falda

No fue “Un día de furia”

El pasado 29 de abril, un empleado despedido de la cadena de Supermercados Mariano Max –ubicado en Valle Hermoso en el departamento Punilla- ingresó al establecimiento armado y realizó una toma de rehenes. El objetivo era, por un lado, negociar con la empresa mejores condiciones de su indemnización, y, por el otro, hacerle perder dinero incitando a los clientes a que se lleven mercadería o entregando “rollitos de billetes” a los rehenes. El hecho causó una fuerte conmoción en la región y es la manifestación brutal de todo un régimen social.

Quién es quien
Mariano Max se destaca por el brutal régimen de explotación al que somete a sus empleados: contratos basuras y prolongación de la jornada laboral hasta 10 horas con una comida en base a té y criollos generando la pérdida de peso a niveles alarmantes. La empresa carga con varios juicios laborales por los trabajadores que construyeron el establecimiento. Muchos de ellos quedaron mutilados o con pérdida de la vista por la ausencia de medidas de seguridad y los intensos ritmos de trabajo para llegar a la inauguración.
Al igual que el conjunto de las cadenas de supermercados, hoteles y centros gastronómicos de la región, la sobreexplotación de los trabajadores cuenta con el visto bueno de la burocracia de los sindicatos. Prácticamente es nula la presencia de delegados, lo cual allana el camino para todo atropello patronal sobre las condiciones de trabajo.
La elite empresarial de la región sigue al pie de la letra la bajada de línea por el representante de la UIA de liquidar las paritarias y defender a rajatabla la legislación “menemista” que habilita la precarización laboral y los contratos basuras. Esta elite cuenta con el apoyo manifiesto del gobierno de De la Sota y de los municipios comandados por el PJ en Valle Hermoso y la UCR-PRO-FC.
Ambos intendentes se han convertidos en voceros de la empresa, reforzando la versión que se trató de un episodio de “furia y esquizofrenia de un exempleado”. En esta línea también se anotó el sindicato de comercio, no debemos olvidar que uno de los referentes provinciales es accionista de la cadena Cordiez. Mariano Max es el reflejo de una ciudad donde los trabajadores –tanto públicos como privados- perciben salarios de $5000 y trabajan bajo la forma de becarios, contrato o monotributo.

Una salida
El Partido Obrero en el Frente de Izquierda fue la única fuerza que durante y después de la campaña electoral denunció al régimen de explotación y precarización laboral que azota la región. De cara al primero de mayo reforzamos esta perspectiva con una fuerte agitación hacia el conjunto del pueblo trabajador de Punilla en favor del aumento de salario igual a la canasta familiar; por el pase a planta permanente de los contratados; por el fin del trabajo en negro en la región y por la organización de cuerpos de delegados en todos los establecimientos laborales sean públicos y privados.

Partido Obrero La Falda (en base a informes de trabajadores del comercio)

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal