Nombre:
Lugar: La Falda, Córdoba, Argentina

El titular ha superado los 25 años en la actividad periodística, habiendo participado de los medios gráficos de la región, ha sido director de medios radiales y ha hecho televisión, fue corresponsal de La Voz del Interior.

miércoles, 15 de enero de 2014

Los municipales de Huerta Grande decidieron paro por tiempo indeterminado por atraso en el pago de salarios

La asamblea de empleados decidió ir al paro por el atraso del 70 por ciento de los haberes del mes de diciembre. El Ejecutivo mantiene que está imposibilitado de enfrentar el pago porque la coparticipación llegó con un saldo negativo de $21.000 y porque al no trabajar no se puede recaudar. Se hacen gestiones ante el gobierno provincial y la Comunidad Regional para obtener fondos que permitan superar el conflicto.

Cuando todo hacia presumir una relación armónica entre el Poder Ejecutivo y los empleado municipales, dado a que a lo largo del año se había conseguido la incorporación de casi todo el personal a Planta Permanente, el Sindicato de Trabajadores Municipales de La Falda y Zona (SITRAM) informó que los afiliados de Huerta Grande habían decidido entrar en paro por tiempo indeterminado hasta tanto no se pague la totalidad de los salarios del mes de diciembre.
La Secretaria General del SITRAM Hedi González y el Secretario Adjunto Alberto González, informaron que “la situación es atípica, aunque vale decir que hay situaciones similares en varios municipios de la región, lo que ha complicado a las municipalidades es que no han recibido las coparticipaciones completas porque la provincia a descontado todas sus acreencias enviando, en algunos casos, partidas que solo representan dos o tres pesos, ello sumado a una recaudación muy baja en este municipio ha llevado a que no tengan los fondos necesarios para pagar los sueldos. Aquí se paga por quincena y han logrado nada más cubrir la primera de diciembre 2013 sobre el filo de fin de año en dos pagos, al no lograrse cobrar la segunda al 10 de enero los empleados han entrado en alerta, ya que sino se pueden pagar salarios en esta época qué podrá esperarse para los meses de baja recaudación. De manera que sino se obtienen un adelanto de coparticipación, el que el Intendente está gestionando en Córdoba, habría que esperar hasta el próximo ingreso coparticipable que se efectuaría sobre fin de mes, lo que agravará la cuestión ya que a esa época tendríamos salarios caídos de tres quincenas…No hay seguridad alguna, por otra parte, de que la coparticipación llegue integra en esa ocasión, lo que pasa es que el gobierno provincial también presenta dificultades económicas y en función de ello trata de hacerse de todos los fondos que le corresponden. La baja en la recaudación será un tema que tendrán que atender las autoridades municipales porque si la tendencia se mantiene las dificultades se van a profundizar hacia el invierno, todo hace presumir que los municipios chicos van a presentar estas dificultades durante el año en curso”.
Sobre la decisión adoptada, manifestaron que “la asamblea de empleados ha determinado no ingresar a trabajar hasta tanto no cobren, habiéndose iniciado el paro en la jornada del lunes último. Esperemos que las gestiones que está encarando el Intendente den buenos resultados, caso contrario el pensamiento de los empleados es de no ingresar a trabajar, ante ello la acción sindical será la de llamar a un plenario de Secretarios Generales o convocar a una asamblea regional, esto atento a que son todas las áreas las que están paralizadas, a excepción del dispensario que tiene actividad por una cuestión humanitaria”.
En tanto, desde el Poder Ejecutivo el Secretario de Gobierno Luis Petcoff, consultado por Ecos, definió que “el desencadenante más importante es la situación económico financiera, indudablemente no nos podemos mirar en el espejo de otros municipios porque nuestra condición es absolutamente diferente. La situación económica ha determinado que pagásemos el aguinaldo en dos cuotas, 80 por ciento en una y el resto en otra, y a este momento tener pagado alrededor del 30 por ciento de diciembre último. El viernes 10 el sindicato planteó que tenía directivas expresas de los empleados de que debía pagarse no más allá de esa fecha para que puedan cubrir sus responsabilidades. Nosotros veníamos recaudando de manera normal, pero la nota que ingreso el lunes nos imponía de que comenzaba la movilización de los empleados con asamblea permanente hasta tanto se obtenga el cobro total de los haberes adeudados, que es el 70 por ciento del salario de diciembre. Recién me comunicaban que en Cosquín se están debiendo el aguinaldo y diciembre y no pasa nada, esto es el resultado de una situación que habrá que analizar pormenorizadamente pues pareciera que por la cantidad de empleados que tenemos no podemos pagar los sueldos, hay que ver que medidas se van a adoptar porque está más caro el collar que el perro”.
En relación a los ingresos por coparticipación que envía la provincia, apuntó que “la coparticipación llegó el 10 de enero con $21.000 de saldo en rojo, o sea que del próximo ingreso habrá que descontar ese saldo, esto es producto de los descuentos que hace la provincia por SAC, la mensualidad correspondiente y el adelanto sobre enero que está cobrando la Caja de Jubilaciones por la difícil situación que también mantiene. También debe decirse que la provincia nos debe todos los programas nacionales que están en vigencia, apoyo escolar, guardería, está debiendo una porción muy importante de FOFINDES, está debiendo las obras, la provincia también ha entrado en una crisis tras el levantamiento de la policía a principios de diciembre, que se transfirieron a otros ámbitos. Esto hace a que la provincia tal vez no pueda auxiliarnos en este momento, porque además hay otros municipios que están pasando por situaciones más complicadas que la nuestra. Hay que tomar estas circunstancias como un nuevo aprendizaje y partir de no preguntarnos qué pasa sino para qué pasan estas cosas…aquí no ha existido una actitud de solidaridad para con el Intendente de parte de los empleados, no digo del gremio porque este cumple con su función, pero los empleados deberían mantener una posición solidaria porque el Intendente lo es con ellos, cuando alguien necesitó, lo que sea, una ambulancia, un dinero, un viaje, el Intendente ha estado a la par del empleado antes del funcionario o el vecino. Entonces habrá que rever algunas cosas, el intendente tendrá que analizar puntualmente la determinación que va a tomar porque así no podemos seguir. El año viene muy difícil, las estimaciones de inflación para enero son del cuatro por ciento, si en enero tenemos este problema, ni pensemos en lo que puede pasar en junio, julio, hay que ver qué hacer”.
Requerido por la supuesta baja en la recaudación de tasas, manifestó que “creo que veníamos recaudando bien, tan es así que incluso se ha cobrado en diciembre tasas que corresponden a este año. Otra de las cosas que hay que considerar es que nosotros comenzamos a girar cheques postdatados a partir de octubre con vencimiento de enero a mayo, esas obligaciones hay que cubrirlas y confiamos en los ingresos de caja de la primera parte del año. Los ingresos son significativos pero la inflación distorsiona todo y comienza el desmadre, donde entran las deudas, los sueldos, y la actividad corriente. El Intendente ha pedido solidaridad, porque cuando la plata ha estado se ha pagado el día 20 de cada mes, por eso también les dijimos que cuando se presentaran situaciones como la actual hubiera elasticidad en el reclamo. Parece que no lo han interpretado así los agentes municipales que han decidido este paro por tiempo indeterminado. Además ahora, por el paro, no se pueden cobrar las tasas, y esos son fondos que podrían repartirse”.
Con respecto a vías de solución, precisó que “en la búsqueda de solución se han determinado dos caminos, el primero lo inició lunes el Intendente, solicitándole audiencia inmediata al Ministro de Gobierno Walter Saieg para elevarle un pedido de adelanto de coparticipación de $400.000, en el transcurso de la semana esperamos una respuesta positiva, aunque hay que considerar que la provincia está pasando por una situación difícil y peligrosa. Asimismo, el Intendente estuvo reunido con la Comunidad Regional, allí existe un fondo de unos quinientos a seiscientos mil pesos, pidiendo un préstamo de $300.000 a devolver en diez cuotas de $30.000, esto está también siendo analizado. Pero, hasta que esas gestiones no se resuelvan no estamos en condiciones de pagar, y los empleados tendrán que afrontar la situación que han creado a los vecinos y al Intendente…Conociéndolo a (Hugo) Capdevila, más allá de ser uno de sus colaboradores, creo que esta medida de fuerza es injusta, considerando el corto lapso en que se ha caído en deuda y no es que no estuviésemos pagando, ahora la gente se va quedando sin servicios y tiene el derecho de reclamarle al Intendente por ello y también sin quien atienda la caja no hay ingresos, estamos verdaderamente imposibilitados de otorgar una solución inmediata”.

Sobre el cierre de la presente edición se nos informaba que las gestiones ante el gobierno provincial tendrían resultado positivo y que no más allá de cuarenta y ocho horas se conseguirían los fondos para revertir la situación.


La situación en el centro del Valle

Las autoridades gremiales informaron que “en La Falda hubo algún atraso, pagándose primero a Planta Permanente, luego a contratados y el lunes se concluyó con los becados y subsidiados, pero se ha solucionado.
En tanto en Valle Hermoso se terminó de pagarle a contratados el lunes y el aguinaldo ha sido pagado, esta en situación de normalidad en lo que hace a salarios, aunque viene incumpliendo un convenio, situación que se deberá destrabar, pero para que ello suceda primero hay que reentablar el diálogo que hoy está cortado”.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal