Nombre:
Lugar: La Falda, Córdoba, Argentina

El titular ha superado los 25 años en la actividad periodística, habiendo participado de los medios gráficos de la región, ha sido director de medios radiales y ha hecho televisión, fue corresponsal de La Voz del Interior.

viernes, 26 de diciembre de 2014

La nueva honda de David…se llama “dignidad”

Finaliza indefectiblemente el año 2014 con no pocas buenas novedades a nivel de nuestra indo-latino-américa (ILA). Siempre han despertado admiración en los pueblos tanto a pequeña como a gran escala, cuando dos poderes se enfrentan y entre ellos las diferencias son notables, a veces abismales. La liberación de los presos cubanos (héroes, para dicho país) por parte de EEUU y el restablecimiento de relaciones diplomáticas con Cuba luego de una ruptura y bloqueo de 53 años, se expresó a nivel mundial como un triunfo de la revolución cubana, al modo de la mitológica lucha de David contra Goliat. Esta vez, David no usó una honda sino su sostenida y fuerte defensa de su dignidad como nación. La considero como continuidad de un proceso liberador que se iniciara hace 210 años, cuando Haití, fue el primer estado de ILA en proclamar su libertad del yugo colonial y su vez de buscar el fin de la esclavitud. No le fue ni le es fácil a ese pueblo, uno de los más empobrecidos del mundo y víctima de graves epidemias y despojos. Otro jalón de esa larga historia fue cuando en 1994. Nuestro gobierno, presidido por Perón, restableció las relaciones diplomáticas con Cuba y obligó a las empresas originarias de EEUU a proveer de los repuestos que solicitaban desde la isla, con la amenaza de ser nacionalizarlas. Queda pendiente para Cuba el tema del bloqueo, pero ya volveremos al respecto.
La otra novedad que entusiasma, es el cese de la lucha armada en Colombia por parte de las FARC, con la expectativa de que los vientos de la Paz, triunfen sobre los de la guerra. Que esa gran nación termine con un conflicto con miles de víctimas y violaciones de DDHH y que ha llevado a la presencia de bases militares de EEUU en su territorio.
A lo largo del año este pediatra, puesto a redactor de notas para el querido ECOS, puso énfasis en 4 ejes temáticos, que al decir Atahualpa Yupanqui, quiso que suenen y no los va engrasar. Uno fue la vida y la salud, otro la convivencia en paz, el tercero la democracia con derechos e inclusión y finalmente la causa Indo-latino-americana, como la de la “casa grande”, donde nacimos, crecimos y a la que nos debemos.
Es mi propósito rescatar consistentemente aquellas actitudes de la vida personal y social que propendan a elevar nuestras resiliencias, bases de nuestra salud mental y uno de esos pilares es la dignidad, alguna de cuyas definiciones es: “Cualidad del que se hace valer como persona, se comporta con responsabilidad, seriedad y con respeto hacia sí mismo y hacia los demás y no deja que lo humillen ni degraden”. Hay personas y pueblos dignos si ante conflictos donde su poder es menor o ínfimo, cumplen con esas premisas. Observe esa conducta en la actual gestión municipal de La Falda, cuando tuvo que enfrentar la pesada deuda de la gestión anterior y dejar de contar el fuerte aporte del gobierno provincial, pese a lo cual procuró desendeudarnos y sostener las actividades en salud, sin menguar su calidad y cantidad y sin finalmente, no haber tenido que arancelar ni discriminas a los usuarios del sistema público.
Rescato asimismo la lucha de “Los amigos del Museo Ambato”, tanto institucional como legal, ante poderosos coleccionistas y no menos poderosos defensores, alguno presidenciable, corresponsables de un saqueo que nos afectó a todos los faldenses y a quienes en el país y el mundo procuran que las reservas arqueológicas sirvan a nuestros pueblos y no solo al lucrativo negocio de sectores privilegiados.
A nivel personal, rescato el gran acto de dignidad del hasta hoy Juez de la SCJN Rául Zafaroni, quien no buscó su continuidad en un ámbito de evidentes prerrogativas y respetó la ley, en fuerte contraste con otro juez, para quien esa ley aparentemente, no corre. Vuelve al llano, a donde deberían volver tanto jueces como representantes políticos, periódicamente y vivir acorde a las circunstancias del resto de los vecinos-ciudadanos.
No puedo dejar de aludir a nuestro país en su conjunto que pese a las amenazas de una inconcebible y desconsiderada resolución de desacato por un juez de Nueva York y las fuertes presiones políticas, económicas y sobre todo mediáticas de los mayores lobistas del orbe, triunfadores en no pocas y ruines empresas contra los países más endeudados de nuestro continente y de África, no lograron doblegarnos hasta el presente. El conflicto persistirá, pero sería importante que se siga protegiendo dignamente a los más vulnerables de la sociedad, que no falten las nuevas vacunas contra el meningococo, la varicela, el rotavirus, el papilomavirus, todas de alto costo e importadas, antes que los lujuriosos deseos de los buitres financieros. No es un logro de un gobierno solamente, creo que la ciudadanía es consciente de esa lucha donde los responsables del endeudamiento nacional, el más grande la historia, hoy vuelven a mencionar la necesidad de tomar nuevas deudas a costa de, seguramente, los sectores más desfavorecidos.
Retomo finalmente el tema del triunfo del “David” cubano que no le cortó la cabeza a Goliat ni mucho menos, solo puso de manifiesto, que cuando una causa es digna y justa, logra el debido consenso internacional (tal como el respaldo que viene recibiendo Argentina por la causa Malvinas o los fondos buitres), pueden pasar muchos años antes que la justa reivindicación sea respondida y luego sostenida ante los embates de los más poderosos. Cuba se ha ganado los mayores elogios a nivel de la ONU, por ser el país que a pesar de sus menguados recursos no dudó en ser el que más ayuda a los países africanos afectados por el Virus del Ébola, refrendando esa digna conducta solidaria en no pocas oportunidades.
Recordemos que en la última votación en la ONU contra el bloqueo que se mantenía contra Cuba, solo dos países votaron por el sostenimiento del mismo. EEUU e Israel. Ambos de un desarrollo en el ámbito científico y productivo que asombran, con aportes de sumo valor en bien de toda la humanidad, tanto en medicina, fuentes energéticas, agronomía, comunicaciones, etc. no obstante, contradictoriamente, parecen haberse olvidado de algunos mandamientos como el no matarás, no mentirás, no robarás… y algunos otros derechos consagrados por la humanidad como el no torturar o no espiar a los ciudadanos. Se cumplen 25 años de la invasión y genocidio en Panamá y algo más cercano, lo hemos presenciado mediáticamente este año en Gaza, Palestina. Ambos gobiernos representados por Barak Obama y Raúl Castro, agradecieron al Papa Francisco por su mediación, pero éste según el periodista Edgardo Moreno de La Voz (1) utilizó la oportunidad de la entrevista periodística para dar a conocer que “los incorregibles sicarios mediáticos del país lo censuran”. Se pone nuevamente de manifiesto que el derecho humano a la información está permanentemente jaqueado por intereses empresariales, bancarios, bélicos o estratégicos, que atentan contra una auténtica y digna libertad de prensa.
Y al respecto al espionaje local, tanto en Córdoba, procurando perjudicar a los opositores al gobierno provincial (programa ADN) o el que se descubrió en la Ciudad Autónoma de Bs As por parte del ejecutivo de esa Capital, contra propios y ajenos, son expresión de un modelo de violación de DDHH que parece no ser adecuadamente ponderado por una sociedad que vivió muchos años de un duro amedrentamiento.

Muy felices fiestas a todos los lectores de este semanario, a su director y editores, a todos los colaboradores que expresan sus opiniones y aportan a un saludable debate de ideas. Por muchos logros para nuestro pueblo en el 2015 con trabajo y dignidad, salud y derechos, en camino hacia el bicentenario de nuestra independencia nacional, mentalizándola en cada actividad donde volcamos lo mejor de nosotros, al servicio de toda la comunidad.

Benjamín Malamud

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal