Nombre:
Lugar: La Falda, Córdoba, Argentina

El titular ha superado los 25 años en la actividad periodística, habiendo participado de los medios gráficos de la región, ha sido director de medios radiales y ha hecho televisión, fue corresponsal de La Voz del Interior.

viernes, 13 de noviembre de 2015

Porque votar CON y no solo POR

Ya son muchas y contables las veces que tuve que ejercer mi derecho y obligación al voto, inicialmente utilizando la Libreta de Enrolamiento y actualmente con un simple plástico donde mi identidad como ciudadano argentino estaba y está adecuadamente establecida, no así mi identidad como individuo pensante y votante. Haber votado muchas veces a uno no le otorga más puntaje en conocimientos o habilidades que quienes son más jóvenes y lo hacen por primera vez o desde hace poco tiempo. Tampoco asegura el número importante de veces que lo hice, algún chance de no cometer errores, de arrepentirme, desilusionarme y de preguntarme porqué mi elección no fue la correcta o porqué la propuesta electoral no se correspondió con la realidad tangible en aspectos sustantivos, decisivos de la plataforma política.
Recuerdo la desilusión de gran parte de la sociedad en la primera elección al retornar a la algo abollada y condicionada democracia luego del golpe de estado que se denominó Revolución Libertadora (1977). Un candidato, Arturo Frondizi, autor de un libro impecable denominado Petróleo y Política, hacía como presidente exactamente lo contrario de lo que había escrito. A esa experiencia frustrante se siguieron otras, donde las frustraciones ya no provenían de un error al votar, sino de la decisión de factores de poder, principalmente el intocable poder agro-económico relacionado con militares donde el antiperonismo equivalía a anti logros económicos y políticos de los trabajadores. Los golpes de estado se sucedieron como también los golpes de mercado, con complicidades religiosas, mediáticas, gremiales, etc. y donde los gobernantes electos tenían acotados sus planes políticos y sociales.
Desde mi condición de estudiante y precozmente militante juvenil, llegue a conformar en mi adultez un modelo que podría llamar referencial en la toma de decisiones a la hora del voto. Modelo referencial con dos formatos diferentes: uno que incluía personas con atributos positivos reconocidos, instituciones políticas o no, movimientos populares, artistas e intelectuales, etc. Y otro que privilegiaba objetivos programáticos “fundantes” de una perspectiva humanista y progresista, popular y latinoamericanista.
Los que pertenecemos por convicciones a un pensamiento de izquierda, evidentemente no podemos afirmar que alguno de los actuales candidatos represente ese pensamiento contundentemente. Creo que el radicalismo y la socialdemocracia tampoco cuentan con un candidato que exprese los principios que fundamentaron y amalgamaron al centenario partido, aunque institucionalmente tengan una decisión manifiestamente asumida. Sectores importantes del peronismo tampoco ven reflejados fielmente sus aspiraciones. La izquierda “radicalizada” convoca a un voto en blanco cuyos efectos no siempre se expresan a la hora de las opciones. Creo eso sí, que quienes la tienen absolutamente clara a la decisión de por quién votar, son del sector conservador y de derecha, quienes desean un retorno a los noventa por el modelo neo liberal donde acrecentaron su poder y a la vez un olvido sin justicia por los crímenes de la última dictadura militar.
Entonces haciendo uso de ese modelo referencial, un paradigma de GPS político opto por votar CON:
*Pérez Esquivel, Premio Nobel de la Paz. Porque la Paz y los DDHH son objetivos prioritarios. Porque se trata de un ser comprometido con la verdad, que no ha perdido la oportunidad de criticar públicamente al actual gobierno nacional todas las veces que consideró necesario hacerlo. "Es un momento de definiciones"."Creo que el voto en blanco no contribuye a las soluciones del país y es una satisfacción de carácter personal pero no tienen incidencia para el país". Y resaltó: "Voy a votar por Scioli".
*Científicos repatriados y becarios del CONICET, que públicamente se han expresado en igual sentido. No desean que se los vuelva “a mandar a lavar los platos”, como lo hizo Cavallo en los 90 y que públicamente ahora apoya a Macri. Los avances frutos de investigaciones de alta calidad son publicados en prestigiosas revistas internacionales contribuyendo al saber y el bien hacer humano. Dos satélites totalmente diseñados y fabricados en el país confirman de la capacidad de sus autores y de la confianza de un estado comprometido con la plena soberanía espacial.
*Quienes tienen una mirada puesta en la Región, nuestra Patria Grande latinoamericana, región de Paz, donde se está por poner fin a uno de los conflictos más prolongados de nuestra América en Colombia; región sin armas nucleares y que es solidaria con Argentina por la soberanía en las Islas Malvinas. UNASUR, CELAC, MERCOSUR, PARLASUR son los instrumentos a consolidar en esa visión.
*Con el sindicalismo cordobés, arraigado históricamente a las grande luchas reivindicativas que encabezaron Agustín Tosco y Atilio López. Sindicalismo que deberá seguir defendiendo conquistas como los convenios colectivos y la actualización bianual del salario y de las jubilaciones. Que sabe que una Megadevaluación, tiene un costo social enorme que lo terminan pagando los trabajadores.
*Con quienes indubitativa y coherentemente han respaldado dentro y fuera del Congreso Nacional leyes que nos hacen un poco Más Iguales, Más Justos, Más Dignos, Más Sanos, Más educados. Enuncio algunos: AUH, Progresar, SUMAR, REMEDIAR, 19 Vacunas Gratuitas, PROCREAR, de Género, Salud Reproductiva, Anti Bullyng,
*Con los HIJOS que han recuperado su identidad al igual que con los Juicios que se siguen a los Genocidas y que aún no han llegado para quienes planificaron y se beneficiaron económicamente con la dictadura. Rescato la valentía de los testigos, amedrentados con la sombra de Julio López, que continúan declarando y acercándonos a la verdad, sin sesgos vengativos y si con la convicción firme del cumplimiento de un deber moral.
*Con 30 Rectores de Universidades Nacionales y miles de docentes que defienden la gratuidad de la educación pública en todos sus niveles.
*Con quienes defienden y han defendido la desmonopolización de la información. La ley de Medios Audio Visuales no pudo progresar por el entramado de intereses que traspasan las fronteras nacionales en busca del discurso único, con una visión empresarial de la Libertad de Empresa que revisten de Libertad de Prensa.
No dejo de ponderar desde esta nota, a días de un decisivo acto electoral, no solo para nuestro país, sino también para Latinoamérica y el mundo, el valor de estas pocas hojas plurales de ECOS de Punilla, donde ilustrados vecinos de La Falda y la zona, exponen un pensamiento que en gran medida no coincide con el autor de la presente actualización, preservando la posibilidad de que Ud. lector juzgue el valor de los análisis que aquí se vuelcan. Agradecido al esfuerzo de su Director y editores, también votaré CON la esperanza de que este esfuerzo apuntale nuestra democracia cada vez más participativa.

Benjamín Malamud Lerner

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal