Nombre:
Lugar: La Falda, Córdoba, Argentina

El titular ha superado los 25 años en la actividad periodística, habiendo participado de los medios gráficos de la región, ha sido director de medios radiales y ha hecho televisión, fue corresponsal de La Voz del Interior.

lunes, 9 de noviembre de 2015

La salud de los niños ante los agudos cambios climáticos y económicos

Creo que nadie puede dudar de la contundencia de los efectos del cambio climático en las costumbres cotidianas, en cómo vestirse cada mañana por ejemplo, o cómo planificar las actividades recreativas un fin de semana. Y menos aún en los efectos de esos cambios en nuestra salud, la salud humana. Primer día de noviembre y lo soportamos con una temperatura casi invernal. Las consultas por problemas respiratorios se han incrementado, con recrudecimiento de las laringitis, bronquitis, crisis de asma, etc. La publicación señera de los pediatras a nivel mundial, la revista Pediatrics, (1) difundió un llamado de la Academia de Pediatría de EEUU “a los médicos y a los políticos para que se brinde más atención al impacto del cambio climático del planeta sobre la salud de los niños. La mayor frecuencia de inundaciones, sequías, olas de calor, los brotes de enfermedades transmitidas por mosquitos, como el dengue, la contaminación del aire, la mayor escasez de agua y alimentos, entre otros problemas, amenazan la buena salud de los chicos, especialmente de los más pobres”. A qué se debe este mayor riesgo, a continuación lo aclara: “Debido a que su mente y su cuerpo están en crecimiento, los niños son especialmente vulnerables a los cambios en su ambiente”. Respiran más veces por minuto, consumen más agua y alimentos en relación a su volumen corporal, están en más contacto con el medio ambiente donde normalmente necesitan jugar y ejercitar sus músculos y habilidades corporales. Por lo tanto cuanto más pequeños mayor es el peligro de que su salud se afecte. Y no solo la física, sino también la psicosocial, toda vez que los cambios climáticos crean situaciones conflictivas laborales, habitacionales, a menudo acompañadas de diversas formas de violencia, generando factores que estresan a los niños prolongada o reiteradamente. El principal responsable sería: “el aumento de las temperaturas promedio del planeta, por la influencia de la actividad humana, en particular por el consumo de combustibles fósiles”. Todos los países del mundo los generan y especialmente los más desarrollados. Enfatiza el informe que “No tomar medidas rápidas y sustantivas sería un acto de injusticia para los niños”. A nivel local ya se ha instalado no solo la preocupación por temas como el de contar con suficiente cantidad de agua potable al alcance de todos los vecinos de La Falda y de la zona, sino también de contar con recurso hospitalario actualizado en calidad y suficiencia para responder a las demandas sanitarias que pudieran emerger. Y sí, uno de los principales problemas es el de la buena hidratación en la época estival que se presume con altas temperaturas ambientales. La sociedad y las autoridades no solo han tomado conciencia de los desafíos, sino que han emprendido acciones que, esperemos, den sus frutos.
Otra amenaza de la que deberíamos también tomar conciencia -y de esto hasta el propio Papa viene advirtiendo- es el de las políticas económicas que privilegian los números de las finanzas por sobre el número de dolores humanos que generan cuando introducen los llamados ajustes inequitativos, que en realidad debería llamarse desajustes, si el objetivo de un plan económico es preservar el bienestar de los humanos por sobre el de los bancos o equilibrios monetarios. Una de las acepciones de la palabra ajustar es “ceñir, estrechar, apretar, encorsetar, entallar”, y según nuestra experiencia, su uso político se inicia con la llegada del Ingeniero Álvaro Alsogaray al gobierno de Arturo Frondizi; una vez que este gobierno fuera desestabilizado por militares golpistas y el establishment, se planteó “apretarse el cinturón” o “ hay que pasar el invierno”. Luego el fundador de la UCD (el mismo Alzogaray) y fuerte patrocinante de la última dictadura militar, continuó con esa estrategia al ser destituido por un golpe militar el Dr. Arturo Illia, ya que fue el ministro ajustador en la dictadura del General Onganía. Para el Diccionario de sinónimos y antónimos © 2005 Espasa Calpe: desajustar significa desarticular, desacoplar, desarreglar, desencajar, desigualar, desquiciar, separar. La experiencia internacional, una Europa “ajustada”(2), con un 50% de desocupación juvenil en varios países y un aumento considerable del número de suicidios en la franja de los 15 a los 25 años, (0,8% más por cada punto de aumento de la desocupación) u olas de suicidios por despidos como en la empresa TELECOM francesa. Incluso recordemos que a nivel local, la municipalización “salvaje” de nuestro Hospital Regional de La Falda hace 20 años, lo fue por un ajuste en el campo de la salud y la reducción impuesta por los bancos internacionales al gobernador Juan Bautista Mestre, con las consecuencias que están a la vista. Frente a un nivel de desocupación discutible pero realmente bajo y un incremento del porcentaje de la clase media argentina por encima del promedio latinoamericano, según el Banco Mundial, pensemos que un agudo ajuste económico, podría llegar a provocar un gran desajuste social. No son pocos los economistas que acompaña a uno de los candidatos presidenciales que hablan de la necesidad inevitable de un fuerte ajuste. Uno de ellos es el economista Claudio Loser, ex director para América Latina del FMI (y defensor del pago inmediato a los fondos buitres) quien consideró que "es inevitable o que se ajuste el cinturón o que se entre en una situación más inflacionaria y se termine ajustando el cinturón de otra manera”. Si ajuste es devaluación, inestabilidad laboral, alimentaria, habitacional, familiar, sanitaria, educacional, es inevitable pensar que puede originar un deterioro de la salud mental, depresión, alcoholismo, autoagresiones y suicidios, violencias intra y extra familiares, entre otros desajustes en la salud de la comunidad afectada. Y lógicamente los niños y los adolescentes serán unos de los más afectados, si no hay adecuadas y suficientes respuestas a sus necesidades en el campo de la prevención o el tratamiento oportuno. La Decisión de la Secretaría de Salud de La Falda, de citar a la comunidad a una conferencia sobre “Suicidio adolescente, una problemática social que nos convoca” fue sumamente necesaria y se correspondió con la información que brindaron diversos profesionales de la salud y personas que vienen trabajando voluntariamente a nivel comunitario, en el último encuentro convocado por el Consejo de la Ciudad en favor de la creación de un Consejo de la Salud. Los problemas de su salud mental que sobrellevan muchos jóvenes y niños a nivel zonal son preocupantes, requieren atención por equipos especializados, y no un posible o seguro agravamiento por la aplicación de variables macroeconómicas descarnadas. El primer presidente de la democracia recuperada luego de la dictadura genocida, dijo que “con la democracia, se come, se educa, se cura”. Proteger la democracia con el voto y también con una activa defensa de los derechos sociales e inclusión, ganados por el conjunto de la sociedad, se imponen en esta etapa de consolidación institucional, evitando desajustes o ajustes, fuentes de una nueva frustración ciudadana.

Benjamín Malamud Lerner

(1) http://www.reporteepidemiologico.com/wp-content/uploads/2015/10/REC-1683.pdf, (2) clarin.com 18/09/13 Los suicidios en Europa aumentaron con la crisis económica Crisis Idafe Martín

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal